Quantcast

De Norristown para el mundo


La reacción de un movimiento revolucionario que se alza e impacta

Perla Lara | 11/16/2016, 1:58 p.m.
De Norristown para el mundo
La voz que representó a comunidad indocumentada y solidaria con ellos, fue la de Yesenia y esta es parte de la carta que leyó este 15 de noviembre, con el objetivo de solicitarles a las autoridades locales que Norristown sea una Ciudad Santuario. |

Dicen que lo que no te tumba te hace más fuerte y creo sin lugar a dudas que esta crisis sacara lo mejor de nosotros como comunidades minoritarias, después de que las mayoritarias sacaran lo peor de sí mismas.

Son ciclos históricos, y ante problemas realmente no resueltos, nos debemos de enfrentar con el pasado, que sigue influyendo tanto en nuestro presente. Como periodista migrante mexicana, me ha sido muy difícil perseguir la objetividad, durante todo este proceso electoral, sin embargo no me equivoque en predecir que esta elección sería para el personaje Donald Trump ahora presidente electo.

Esperaba equivocarme en este presentimiento que más allá de mis reflexiones interdisciplinarias, era una sensación a piel.

Esta semana he podido compartir con varios latinos, y con la comunidad de Norristown en especial, y hablando con algunos miembros de ella, confirmo que no era la única que tenía este temor real de Trump en la Casa Blanca. Ver la reacción de muchos de ellos ante ese hecho consumado, me hace tener la esperanza que saldremos fortalecidos y más unidos de esta nueva batalla ahora frontal, que se nos avecina.

Si bien hay muchas manifestaciones de rabia en las calles, también hay otras reacciones proactivas como la de la comunidad de Norristown, quienes se reunieron con las autoridades de su ciudad, y dando la cara demostraron no sólo músculo por la cantidad de personas que se presentaron, sino por la calidad de ciudadanos y seres humanos que manifestaron ser.

La voz que representó a comunidad indocumentada y solidaria con ellos, fue la de Yesenia y esta es parte de la carta que leyó este 15 de noviembre, con el objetivo de solicitarles a las autoridades locales que Norristown sea una Ciudad Santuario.

La Voz de la comunidad

Mi nombre es Yesenia Sánchez, soy lo que se conoce como una estudiante de DACA., que significa acción diferida para los llegados en la niñez. Acabo de terminar la escuela secundaria, y mi sueño es ir a la universidad. Soy voluntario en CCATE, mentor y asistente de arte y fotografía. También soy miembro de JUNTOS.

Hago todo esto porque creo en el bien mayor para esta ciudad, y en el bien de mi comunidad aquí en Norristown. También lo hago porque soy una inmigrante mexicana. En los últimos 10 años he visto cómo la comunidad latina ha sido una fuerza positiva en esta comunidad. Estamos comprometidos con la creación de empleo, y hemos abierto negocios para enriquecer la economía de la ciudad.

También estamos comprometidos con la educación, las artes, la cultura, los medios, la tecnología, y la ciencia ambiental. A través de CCATE he sido testigo de cómo la comunidad ganó reconocimiento a nivel local, regional y estatal - a través de colegios y universidades como MONTCO, UPenn y Villanova, así como instituciones artísticas como la Fundación Barnes, el Kimmel Center y el Bucks Fever Film Festival.

En Norristown, he visto niños, jóvenes y adultos trabajando dos veces más duro para ganarse la vida y apoyar la vida de la ciudad. Estamos aquí, y ahora somos una parte integral de esta comunidad, y nuestras familias nos enseñan a cultivar nuestras mentes, y nuestros cuerpos a través del deporte, y enriquecer esta comunidad con nuestras tradiciones, fe y cultura.