Quantcast

Más joven con células madre


Redacción Agencias | 4/24/2017, 8:38 a.m.
Más joven con células madre
Las celulas madre puede ofrecer tratamientos de rejuvenecimiento | Foto Cortesía

Según las estadísticas de la Sociedad Internacional de Cirugía Plástica Estética (ISASP), anualmente se realizan más de 9 millones de Procedimientos Estéticos que no requieren cirugía en todo el mundo.

El uso de células madre ya están revolucionando todas las áreas de la medicina y el campo de la estética no es la excepción. Los tratamientos cosméticos están siendo desplazados por el uso de medicina regenerativa, según el cirujano plástico reconstructivo Abel de La Peña en su artículo para www.marthadebayle.com.

El médico explica que las células madre son células que tienen la asombrosa capacidad de convertirse en muchos tipos de células diferentes del cuerpo. Sirven como una especie de sistema de reparación para el cuerpo, y pueden dividirse potencialmente sin límite para reponer otras células que se hayan dañado. Cuando una célula madre se divide, cada célula nueva puede seguir siendo una célula madre o convertirse en otro tipo de célula con una función más especializada, como una célula muscular, un glóbulo rojo o una célula cardíaca.

Las células madre pueden estar en varios tejidos del cuerpo, según detalla, en la médula ósea, la grasa, la sangre, otros órganos como el corazón y pueden encontrarse células madre más inmaduras en el embrión, así como en la sangre del cordón umbilical de un bebé recién nacido.

Procedimientos estéticos para todas las personas

Las células madre tienen el potencial de ayudar en procedimientos estéticos y/o reconstructivos como: Cirugías mamarias, Zona de los glúteos, Cirugías maxilofaciales, Evitar el envejecimiento de la piel, Tratamientos reafirmantes, Disminuir la flacidez de rostro y cuello.

Todas las personas que quieran refrescar su piel, pero darle brillo,que se vea más tersa, más joven, y también se puede usar en cuello, escote y manos, sin límite de edad.

Ácido hialurónico vs células madre

El ácido hialurónico mejora visiblemente el aspecto de la piel y ha sido uno de los métodos más usados. Sin embargo, no actúa sobre el volumen del tejido, no puede restaurar desde las propias células que finalmente son las encargadas de rescatar el aspecto joven.

Con este tipo de tratamiento además de verte más joven, puedes regenerar los daños por el sol, mejoras los vasos sanguíneos, y hasta reduces los procesos de cicatrización.

Extracción de células madre de la grasa

Las células madres que se obtienen de la grasa, se someten a un sistema de expansión, para luego ser guardadas y así ser usadas en otras patologías.

Mediante una mini-liposucción con anestesia local, se extrae una pequeña cantidad de grasa, aproximadamente entre 50 a 100 cc de tejido adiposo, dependiendo la zona que se quiera tratar.

Se realiza habitualmente del abdomen, ya que es la superficie más sencilla y de muy buena calidad para extraer grasa rica en células madre mesenquimales. Sin embargo, también pueden ser extraídas desde los glúteos y de los muslos, ambas zonas muy ricas en tejido adiposo.

La muestra debe ser trasladada al laboratorio de un Banco de Células Madre donde es procesada inmediatamente, mediante altas tecnologías y por profesionales especializados, aislándose las células madre y regenerativas del resto de los componentes.

Una fracción de la muestra se criopreserva para futuros tratamientos y una segunda fracción se envía al cirujano plástico para su aplicación en el paciente.

La conservación de células madre puede hacerse en cualquier etapa de la vida.

Aplicación

Para cada tratamiento de rejuvenecimiento facial se inyectan unos veinte millones de células madre inyectándolas subcutáneamente con mesoterapia.

Estas células se encargan de producir colágeno, elastina y ácido hialurónico. Mejoraran la elasticidad y tonicidad de los tejidos, eliminan la flacidez y corrigen el óvalo facial,

Resultados

El cirujano plástico asegura que el tratamiento trae como resultados un rejuvenecimiento completamente natural.“Sigues siendo la misma de siempre, pero con un aspecto mucho más joven”. Se conserva la estructura de la cara, la forma de los ojos, los pómulos. “Podríamos decir que su éxito es la sensación de naturalidad, con el volumen y la textura de la piel que tenías antes”.

Las sesiones

De la Peña detalla que la cantidad de sesiones depende del grado de envejecimiento de cada uno, pero en general es un rango de dos a cuatro sesiones anuales.Es un procedimiento no invasivo, no doloroso, que permite al paciente incorporarse inmediatamente a su vida normal.