Quantcast

¿Niños descalzos en casa? Sí, es bueno


Redacción Agencias | 6/23/2017, 2:44 p.m.
¿Niños descalzos en casa? Sí, es bueno
Que los niños estén descalzos en casa es beneficioso, pero tome sus precauciones | Foto Cortesía

Cuando se tienen hijos no hay día que pase que no aprendamos algo nuevo sobre ellos o con ellos. Y es que tienen una visión distinta a la nuestra de ver el mundo, lo que nos ayuda a comprender ciertas cosas que quizás nunca nos habíamos planteado antes. Por lo tanto, sobre todo si eres padre o madre primeriza, son muchas las cosas que nos harán dudar si estamos haciendo bien o si deberíamos corregir en el niño.

Una de ellas puede ser la necesidad que tiene el bebé de descalzarse, algunos niños más que otros, y el gusto por andar descalzos. Aunque muchos creen que es mejor que lleven siempre los zapatos puestos, también existe la teoría de aquellos que creen que es mucho mejor que los niños pequeños caminen descalzos en el hogar.

Siempre con precaución

Si decides que prueben de andar sin zapatos por casa es importante que tengas el suelo limpio, ya que los niños pequeños tienen tendencia a ponerse cosas en la boca o las mismas manos sucias. Así pues, intenta limpiar el suelo con productos que no puedan hacerle daño a la salud, pero que lo mantengan limpio.

Retira también del suelo todos aquellos objetos con piezas pequeñas que el niño podría ponerse en la boca o todo aquello que debe estar lejos de su alcance por el bien de su salud. Lo más recomendable es que esté siempre supervisado, porque aunque el suelo esté limpio y creas que no hay objetos en el suelo con los que podría hacerse daño, también es cierto que ciertos muebles pueden llegar a ser peligrosos, sobre todo cuando todavía están aprendiendo a andar, se agarran a ellos para ponerse de pie o todavía no tienen la estabilidad necesaria como para no darse golpes contra ellos.

Una vez tengas el suelo bien limpio y despejado podrás dejar que tus niños pequeños anden descalzos por casa, pero descubre cuáles son los beneficios de que caminen por el hogar sin zapatos.

Que se sientan cómodos

Los niños tienen un proceso natural a la hora de acostumbrase a llevar la ropa y los zapatos. Recuerda que poco a poco deben sentirse a gusto con ellos, puesto que la vestimenta es algo que se lleva para protegernos del frío y de aquello que podría hacernos daño, en el caso de los pies, pero que también es una convención social. La moda va mucho más allá de la pura necesidad de vestirnos y como es algo que no forma parte de la misma naturaleza humana más que por protección, debemos acostumbrarnos poco a poco a llevarlo.

Así pues, es normal que tus bebés intenten quitarse los zapatos y se sientan más cómodos caminando descalzos por casa. Además, cuando los bebés están aprendiendo a andar necesitan tener movilidad total en los pies con tal de poder adaptar las piernas de modo que puedan sentirse más estables. Con el tiempo aprenderán a andar con los zapatos, pero es natural que al principio se sientan más seguros a la hora de andar sin ellos.