Quantcast

Francisco expulsó a sacerdote chileno acusado de abusos


Redacción Agencias | 9/28/2018, 3:05 p.m.
Francisco expulsó a sacerdote chileno acusado de abusos
Fernando Karadima es el tercer cura que abandona el sacerdocio en Chile por el escándalo de abusos. | Foto Cortesía

El papa Francisco "ha dimitido del estado clerical a Fernando Karadima Fariña", condenado en 2011 por la Justicia canónica a una vida de reclusión y penitencia por violaciones y abusos sexuales a menores en Chile, informó la Santa Sede en un comunicado.

Se trata de una medida más en la limpieza que está realizando el papa Francisco en la Iglesia católica en Chile, después de que en mayo el pontífice mandó llamar a 34 obispos chilenos al Vaticano y estos presentaron sus renuncias en bloque tras reconocer que habían cometido "graves errores y omisiones".

El Vaticano explicó que el decreto fue firmado por el papa Francisco el 27 de septiembre, entró en vigor de forma inmediata, y "comporta también la dispensa de todas las obligaciones clericales".

La decisión del papa ha sido notificada a Karadima, según detalló el comunicado de la Santa Sede.

Jorge Bergoglio "ha tomado esta decisión excepcional en conciencia y por el bien de la Iglesia" católica y "ha ejercido su 'potestad ordinaria, que es suprema, plena, inmediata y universal en la Iglesia', consciente de su servicio al pueblo de Dios como sucesor de San Pedro", concluye la nota.

De esta manera, el papa ha reducido al estado laical a Karadima, condenado en 2011 por la Justicia canónica a una vida de reclusión y penitencia por violaciones y abusos sexuales a menores y las ramificaciones del caso.

El pasado 21 de septiembre, Bergoglio aceptó la renuncia de dos obispos chilenos, el de San Bartolomé de Chillán, Carlos Pellegrín Barrera, y el de San Felipe, Cristián Contreras Molina, tras el escándalo de los casos de abusos a menores por parte de religiosos y la falta de transparencia.

Fue el tercer decreto de Francisco en esta línea, tras aceptar la renuncia de los obispos de las diócesis de Rancagua y de Talca el pasado 28 de junio.